Este blog no tiene un fin económico. Rescato objetos del olvido. Escribo sobre la Ciudad, sus comercios antiguos, su historia, sobre personas que ya no están y sobre lo que dejaron. Si algún comentario mío molestara a alguien, contactarse y el comentario será eliminado.

viernes, 13 de abril de 2018

Negocios antiguos: Cine Callao 1922-década del 90' y desde 2009 Farmacity

Cine Callao 
Inaugurado en 1922

Avenida Callao y Rivadavia

Encontré información con respecto a que una película argentina muda y en blanco y negro llamada Palomas Rubias, se estrenó  en el Callao en 1920 pero sé que hubo otra sala anterior con el mismo nombre a dos cuadras del que hoy me ocupa.  Hasta el momento no pude dilucidar a cuál  de las dos salas se refiere. Por el momento, como no cuento con más información, respetaré la fecha de inauguración que todos refieren, la de 1922.

Cómo supe de su existencia?

En medio de una congestión de tránsito vi un alero delator en frente de donde está la Confitería del Molino y pensé "acá hubo un cine". Y sí, tuve razón. 

Av. Callao 27

Averiguando para escribir este post supe que los propietarios fueron los Ingenieros Manuel Sáenz y Ernesto J. Mai y que los constructores fueron los Arquitectos Casado Sastre (1911-2001) y Hugo Pío Armesto (1910-1977).

 Manuel Sáenz

Ernesto J. Mai 


ESTADO: Farmacia de la cadena Farmacity desde el año 2009.

A partir de 1920 el cine argentino dejó su etapa experimental e inició un período de expansión.

Sobre estos empresarios conseguí poca información y sobre el cine, ninguna imagen aunque tengo un vago recuerdo de él, tal vez porque mi mirada en esa esquina siempre fue monopolizada por la Confitería del Molino. 

La firma Sáenz & Cía contaba con otros cines además del “Callao”como el “Las Familias” de la calle Santa Fe en Belgrano,  el “Colón” de Flores y el “Gold Cine” que cambió su nombre por el de “Central” de la calle Corrientes,  el “Radium 3”, el “City”, el “ABC” y el antiguo “Splendid Theatre”.

Sáenz y Mai no sólo tuvieron salas de cine en sociedad sino que fundaron la Agencia Buenos Aires que distribuía films.  Luego Mai vendió su parte a Sáenz, y organizó la distribuidora Splendid Program y logró la distribución con exclusividad del sello Gaumont.

Max Glücksman Cinematografía, la Sociedad General Cinematográfica, Natalini & Cía. y Sáenz & Cía., lograron un preacuerdo para intentar monopolizar las programaciones y contrarrestar el poder de las compañías extranjeras. Pero la alianza entre los tres grandes distribuidores se rompió.  Como consecuencia de ello el cine “Callao” no pasó más películas de la firma de Glücksmann.

Manuel M. González y Oliver adquirieron el activo y pasivo de Sáenz & Cía., un duro golpe a la Sociedad General Cinematográfica y la casa Max Glücksmann.

Max Glücksmann entró en tratativas para adquirir el “Central” de Av. Corrientes, antigua propiedad de Sáenz & Cía. 

Manuel Sáenz retuvo el “Callao”, al que siguió explotando por un tiempo.

Cines de Manuel Sáenz y Ernesto J. Mai 


Además de el Callao,  Las Familias, Gold Cine (Central), Radium 3, City, ABC, Splendid Theatre tuvieron los siguientes:


1912 Colón de Flores (antes Sudamérica)  Artigas, Jose Gervasio, Gral. 60/66 VARIACIÓN DE NOMBRE: Rex (1925) PROPIETARIO / EMPRESARIO: Ingenieros Manuel Sáenz y Ernesto J. Mai PROYECTISTA / CONSTRUCTOR: Arq. Andrés Kálnay (proyecto de 1926 no realizado) y reforma de Bourdón en 1939 ESTADO: Demolido 

1913 Nuevo American Biograph Tte. Gral. Juan D. Perón 1040 (antes Cangallo) VARIACIÓN DE NOMBRE: Antes Rialto y después Teatro Elysée PROPIETARIO / EMPRESARIO: Ingenieros Manuel Sáenz y Ernesto J. Mai PROYECTISTA / CONSTRUCTOR: Eduardo Lanús ESTADO: Demolido por la apertura de la avenida 9 de julio 

1915 Colón Av. Entre Ríos 637 PROPIETARIO / EMPRESARIO: Ingenieros Manuel Sáenz y Ernesto J. Mai ESTADO: Muy deteriorado, locales comerciales 

1927 Lorca Av. Corrientes 1428 VARIACIÓN DE NOMBRE: Antes Eclair y Central PROPIETARIO / EMPRESARIO: Ingenieros Manuel Sáenz y Ernesto J. Mai  ESTADO: En funciones, fragmentado en dos salas.

1927 Richmond Palace Av. Cabildo 802 VARIACIÓN DE NOMBRE: Antes De la Familia PROPIETARIO / EMPRESARIO: Ingenieros Manuel Sáenz y Ernesto J. Mai ESTADO: Edificio existente, comercio Arredo en planta baja. 


Objeto de mi colección

Programa del año 1950




En frente del Callao (al lado de la Confitería del Molino) estaba el Scala o Salón Callao en Av. Callao  248/70 inaugurado el mismo año que el Callao (en 1912) ESTADO: Comercio (2009). 

Muy cerca, en Av. Callao, casi Sarmiento, la firma Mongiardini Hnos. tuvo otro cine llamado Callao, estuvo antes que el Callao que hoy me ocupa y fue una de las salas más lujosas.


Negocios antiguos: Fábrica Española de Juguetes E.M.B. Martí


Fábrica de juguetes metálicos en miniatura E. M. B. Martí



Si bien suelo escribir sobre negocios argentinos y particularmente porteños, hace poco tiempo llegaron a mis manos dos objetos de esta marca.  Cuando busqué información no conseguí muchos datos, pero esto es lo que pude averiguar. 

E.M.B Martí fue una fábrica española de juguetes de bronce en miniatura, pionera, después de ella varias empresas realizaron imitaciones. En principio concebidas como miniaturas de adorno, posteriormente se los creó como sacapuntas.  Los sacapuntas de Playme son parecidos aunque reproducidos en un tamaño mayor.

La producción de Martífue mas corta que la de Playme y se compone de 25 piezas.  Las mismas tienen el logotipo de letras enlazadas “EMB” entre las palabras “Juguetes” y “Martí”, el número de referencia y la leyenda “Made in Spain”.  Las miniaturas se presentaban en estuches de cartón amarillo en el que esta representaba la pieza.  En otros casos el estuche era verde con los datos anteriores con la marca sobre un mapamundi y la inscripción “ ELITOYS” debajo. 


LISTA CATALOGO SACAPUNTAS  E.M.B. Martí

1000    escurridora rodillos
1002    molinillo de café
1004    afiladora
1006    cafetera
1008    balanza de precisión
1010    pesacartas
1012    rueca
1014    molinillo de grano
1016    máquina fotográfica
1018    reloj de mesa
1020    microscopio
1022    lámpara
1024    molino de viento
1026    prensa de vino
1028    barril horizontal sobre mesa
1030    cuba vertical cónica
1032    barril vertical sobre soporte
1034    hormigonera
1036    máquina de cálculo
1038    reloj de pié
1040    molinillo de café
1042    timón con brújula
1044    la Cibeles
1046    isla de Tenerife
1048    torre Eifiel


Objetos de mi colección

2000     tetera 

No es sacapuntas




Catálogo donde se muestran las piezas


lunes, 26 de marzo de 2018

Negocios Antiguos: A. E. Killman Sporting Tailor Breeches Specialist (1887- posterior a 1920) (1)

A. E. Killman 

Sporting Tailor  
Breeches Specialist

Ropa sport y de equitación 

Sarmiento 523

Tarjeta calendario del año 1920

Hoy Vianda Express

Eguren (como dice la tarjeta) también se apellidaba el fundador de Remedios de Escalada.


FLORIDA Y CUYO 1890 (la calle Cuyo hoy llamada Sarmiento)

Esquina NO se vé lo que sería la famosa tienda A la ciudad de México (1899) 

jueves, 1 de marzo de 2018

Negocios Antiguos: Royal Theatre o Teatro Royal (1905) Royal Pigall (1910) El Tabarís (1924-63/65-81) (1)


El Tabarís
Hoy pertenece al Multiteatro

Corrientes 829

Foto publicada por diversos sitios

A comienzos del siglo XX en Av Corrientes 865 entre Suipacha y Esmeralda se inauguró el Royal Theatre o Teatro Royal (1905),  dedicado a exhibir espectáculos del estilo del Moulin Rouge de París. Tenía un amplio foyer (hall) y sobre éste, un entrepiso y luego un salón en el que funcionaba una confitería. En la planta baja, ocupando el foyer del Royal, abrió en 1910 el Royal Pigall.  Tiempo después se suprimió el teatro y el Royal Pigall pasó de la planta baja a la planta alta.  En el predio se instaló en 1924 el Tabarís, primero cabaret y luego teatro de revistas.
El Pigall llegó a ser un cabaret famoso,  de los mismos dueños que el Armenonville y el Chantecler (el primero estaba en lo que hoy es Av. Libertador y Tagle y el segundo a metros de avenida Corrientes sobre Paraná).  Andrés Trillas, uno de los gerentes del Royal fue la cabeza de la sociedad que fundaría luego el Teatro Tabarís donde estaba el Pigall.  



El más importante cabaret del país y de Sudamérica fue, sin duda, el "Tabaris".  Tenía en la planta baja una gran pista de baile que a medianoche se elevaba, convirtiéndose en un escenario. Había artistas internacionales, alternadoras, pero iban parejas y matrimonios.  Animaba la orquesta típica "Di Adamo-Flores", en la que debutó el bandoneonista Leopoldo Federico, que se alternaba con la de jazz.   Allí tocó la orquesta francesa de Ray Ventura.



El Tabarís fue el más lujoso "Night Club" de Sudamérica, teatro-dancing, restaurante y cabaret, siempre asociado a la picaresca. 
En el invierno de 1924, cuando el género music hall comenzaba a decaerr,  se decidió remodelar el Pigall, que se rebautizó y se inauguró como Tabarís el 7 de julio de 1924.   Detalle: fue el primer lugar público que contó con aire acondicionado en la ciudad.


Corrientes 825 entre Suipacha y Esmeralda (1937)

 "Años locos"
El Tabarís se convirtió en un centro de diversión nocturna de la clase alta y bohemia de la época.

De 19 a  21 era la sección "vermut".   Un sexteto formado por Francisco Canaro animaba esas veladas.

Después de la medianoche consumir champagne era obligatorio.  Cordon Rouge, Veuve de Cliquot o Cristal Louis Roederer eran pedidos por turistas, dandies, celebrities, alternadoras y parejas que pagaban por una copa el equivalente a medio sueldo de un empleado.  El restaurante era de lujo, el chef del teatro ganaba igual que un diputado. 



El Pigall en el tango
"Milonguera"  (1925)

Letra y Música: José María Aguilar

"Milonguera de melena recortada,
que ahora te exhibes en el Pigall...".

"Galleguita"

"Eras linda galleguita
y tras la primera cita
fuiste a parar a Pigall"...

Fue inmortalizado también en el tango de Juan Maglio titulado "Pacho".


Remodelación obligada

La ampliación de la avenida Corrientes se hizo sólo en los frentes que daban al Norte, en la mano donde estaba el teatro.  Esto sucedió en el año 1936 e hizo que se redujera el amplio hall y el edificio debió volver a ser remodelado.



En 1937 se reinauguró el Teatro-Dancing Tabarís que había sido modernizado (con fachada vidriada) y ampliado por el arquitecto Rafael Sanmartino.  A partir de ese momento, contó con una sala principal con 551 butacas y una sala de 160 butacas en el subsuelo a la que se llamó Petit Tabarís.

Angelina Romero en 1938 y Sara Rivera en 1939 fueron figuras.
En la planta baja estaba el gran salón de baile que además tenía las mesas del restaurante.  A la medianoche se elevaba la pista de baile y se convertía en escenario de dos pisos, uno para la orquesta y otro para el espectáculo.  El nuevo local derrochaba lujo. En el subsuelo funcionaba el American Bar (hubo otro American Bar que fue Bar Notable, no es éste).  
En el entrepiso había dos filas de palcos y salones reservados, cubiertos con cortinas de terciopelo rojo, donde estaban los reservados.  Allí los clientes podían conocer a las mujeres del lugar, acceder a espectáculos privados con prostitutas.




Artistas internacionales


Se daban espectáculos de music hall, tango o varieté . Entre los artistas que actuaron en el Tabaris estuvo Josephine Baker.
Música en vivo
En el Pigall en 1914 tocaba Eduardo Arolas.  En el Tabarís animaba la orquesta típica "Di Adamo-Flores", en la que debutó el bandoneonista Leopoldo Federico.  Esta banda se alternaba con la de jazz.

Visitantes ilustres



Entre sus visitantes ilustres estuvieron Eduardo de Windsor (Príncipe de Gales), Orson Welles, Maurice Chevalier, Luigi Pirandello, Carlos Gardel, Federico García Lorca y el Maharajá de Kapurthala. 

Cierre
El Tabarís cerró en 1963.  En 1960 ya había cerrado el Chantecler.  Los cabarets empezaban a desaparecer.  Se habían puesto de moda las boites.

Tetro de revistas
En 1965 el Tabarís reabrió como sala teatral y se dedicó de lleno al teatro de revistas. Funcionó como tal hasta 1981.

Nuevo propietario
En 1981 Guillermo Bredeston y Carlos Rottemberg alquilaron la sala.  En el 88, ambos compraron el Tabarís y luego el actor le vendió sus acciones al empresario Sergio Guerra, quien fue socio de Rottemberg (desconozco si lo sigue siendo).                                    
    

Objeto de mi colección






Menú del restaurante Tabarís del año 1948



En febrero de 2018 se demolió el teatro, se conservará su frente y el escenario, se construirán salas más pequeñas para un total de 1500 espectadores.  El Tabarís pasará a ser el Multiteatro Esmeralda.

Mala noticia.

miércoles, 28 de febrero de 2018

Las fuentes monumentales


Las Fuentes Monumentales

Creíamos que lo que le hicieron al monumento a Colón fue lo peor que se le hizo a un monumento en la Ciudad, pero no.  Allí mismo, en Plaza Colón ocurrió otro hecho similar.

Buenos Aires dejaba de ser colonial y empezaba a convertirse en una gran aldea o una ciudad incipiente, necesitaba adornarse y en el país no había quién hiciese monumentos.  

El Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Emilio Castro, en el período de 1868 - 1872  compró dos fuentes a la fundición francesa Du Val D'osne para colocarlas en la Plaza de la Victoria.

En 1870 los transeúntes ya podían ver las fuentes de estilo renacentista italiano.

Las fuentes estaban compuestas por figuras mitológicas (Neptuno o Poseidón y Anfitrite y Acis y Galatea) secundadas por rondas de niños.  

Galatea (amante de Acis y que enamoró al cíclope Polifemo)
Anfítrite (diosa del mar y esposa del poderoso Poseidón)


Las figuras están sentadas, un Dios en su juventud y otro anciano, intercaladas las figuras fememinas (Náyades).  Del centro de la base se eleva una columna que sostiene un plato adornado por delfines separados por rosetas vertederas.  En la columna superior una ronda infantil sostiene un segundo plato.  Todo rematado por un vertedero decorado con cabezas de peces. 

En esta foto se aprecian las dos fuentes: una cerca de la Recova y otra, cerca del Cabildo


Apenas fueron instaladas se encontraron con que no había agua corriente para abastecerlas.

Durante la intendencia de Torcuato de Alvear (1880 - 1883) se intentaron unir las dos plazas (la de la Victoria y la 25 de Mayo, que estaba detrás de la Recova). 

Cuando la Recova se demolió (1884) se unificaron las plazas y a la nueva se la denominó Plaza de Mayo y las fuentes continuaron en ese emplazamiento. 

Hacia finales del siglo XIX la fuente cercana al Cabildo se ubicó donde hoy está el Monumento a los Españoles (Avenida Sarmiento y actual Av. Libertador, que en ese entonces se llamaba Alvear).



Hasta 1932 la fuente cercana en la Recova continuaba en su lugar original.

 Sarmiento y Av. Libertador, ex Alvear


Hubo una tercera fuente.

Una vez concluida la demolición de la Aduana de Taylor en 1894,  se procedió a embellecer la zona que sería la entrada a la Casa Rosada desde el puerto nuevo (hoy Puerto Madero). 

Se remodeló la fachada del Palacio de Gobierno (frente Este) y se parquizó el terreno donde se levantaba la antigua aduana, se construyó una explanada que conduciría hacia una inmensa fuente de hierro fundido.

Esta fuente también fue encargada a la casa Val D’ Osne y proyectada por los artistas Marthurin Moreau y Paul Liénard, quienes diseñaron una magnífica fuente de más de 12 metros de altura, decorada con Neptunos, Náyades, niños, mascarones, volutas y cartelas.

En 1903 la tercera fuente engalanó en la Plaza Colón.  Era parecida a las anteriores pero más grande.
Pero duraría poco.

 En 1910 se colocó la piedra fundamental del monumento a Colón.   La construcción de este monumento fue impulsada por el próspero inmigrante italiano, Antonio Devoto, como obsequio de la colectividad de ese país a la República Argentina en el Centenario de la Revolución de Mayo.

 En 1919 la fuente fue desmantelada para dar lugar al monumento a Colón  que se inauguró en 1921.

Irónicamente el monumento de Colón fue removido en 2013, desmantelado y dañado para colocar en su lugar el de Juana Azurduy

Las partes de la fuente desmembrada fueron repartidas por diversos sitios de la ciudad: el sector superior fue colocado, en principio, en Avenida Roca y O'Gorman (Lugano en 1961), la zona no prosperó y se decidió colocarla en un lugar más visible: Av. 9 de Julio y Belgrano y finalmente en Av 9 de Julio y Av. de Mayo.

Tres alegorías están detrás de la ex Munich, hoy Dirección General de Museos de la Secretaria de Cultura del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires (Av. de los Italianos 817).

 Son dos Néyades y un atlante y se encuentran en el patio posterior de la Secretaría. 

La fuente en Av. de Mayo.

El patio de la Secretaría en Costanera Sur


Mal armadas, lo que sostienen se encontraba a los pies



Y un Neptuno del sector inferior con un niño, se colocó en Figueroa Alcorta a 100 mts de Dorrego,



Las fuentes monumentales de la Plaza de la Victoria 

En un momento ( posterior al año 1932) las fuentes fueron trasladadas, una a Parque de los Patricios  y  la otra al Parque de los Andes en Chacarita.

En 1961 la fuente de Parque de los Patricios fue trasladada a un  depósito de la Ciudad.

En 1969 ambas fueron trasladadas a la avenida 9 de Julio y Córdoba. 





Actualmente hay una en Carlos Pellegrini y Córdoba y otra en Av Córdoba y Cerrito.


Av Córdoba y Carlos Pellegrini


Av Córdoba y Cerrito

Fuente similar en Perú


Fuente de los Continentes, Tacna en Perù


Volviendo a la fuente desmantelada

Da pena que se hayan separado sus partes y que estén distribuidas por la Ciudad.

Esta es una fotografía de un monumento similar en Brasil 

Fuente de las Américas, de los mismos autores franceses

Y muy parecida a la fuentes de los Continentes que está en el parque San Martín de Mendoza.


Humilde propuesta

Si la rearman sería nuestra Fontana di Trevi. Y la tercera en importancia después del monumento
de la Carta Magna o Monumento de los españoles y la de las Nereidas.
 Cómo vamos a tener parte de esa belleza escondida en el patio de un museo? 
Hay que armarla, iluminar las estatuas no el agua.
Debe colocársela en un lugar visible y despejado, elevada, se la debe iluminar bien y el agua debe caer por gravedad, como fue diseñada.
Y patinarla para que se luzca.
Frente al Correo Central tiene que volver la de Las Nereidas y Colón a su plaza.
Patricio Di Stéfano, presentó un proyecto de ley para que se realice la restauración y unificación de la Fuente Monumental. La iniciativa prevé que la fuente sea trasladada a algún parque de la Ciudad que cuente con pocas esculturas. 
 Macri sale dos mangos hacerlo y suma votos.


Los datos publicados en otros sitios son confusos, por lo que si hubiera algún error contactarse y el mismo será enmendado, de ser necesario.

Hasta un próximo post. 



Negocios Antiguos: Fábrica de pastas La Eléctrica (1) C. 1930 La Tasca de los Cuchilleros


Fábrica de pastas  La Eléctrica  



Bernardo de Irigoyen 826

En frente de la Plaza Alfonso Castelao

Cuando era chica y viajaba al Centro con mi madre, íbamos en el colectivo 100 que tenía parada en esta plaza.  Era poco el tiempo para mirarla pero me las ingeniaba.  Lo que más me gustaba eran los palo borracho floridos, la gente ensimismada en sus asuntos esperando algo o descansando o ver pasar a otros corriendo para alcanzar el subte o para llegar a horario a sus trabajos. 

No sabía mucho de esta plaza hasta que llegó a mí un objeto de un comercio que estuvo en frente y me dediqué a leer sobre esa zona, descubrí algunas cosas. 

Y no hace mucho me sorprendió mi padre revelándome que mi abuelo paterno vivió allí, sobre Estados Unidos antes de Tacuarí cuando llegó a Buenos Aires desde La Coruña aproximadamente en el año 1904.  Así que por muchas razones esta manzana me resultó interesante.



Zona de sucesos históricos

Por 1580  las aguas servidas y animales muertos de la colonia eran arrojados al foso que rodeaba al fuerte (actual Casa de Gobierno).   El Cabildo era la institución encargada de la higiene de la Ciudad. Se instaba a los vecinos a limpiar los desperdicios de sus casas y tirarlos cada sábado en el campo. Los baldíos, o “huecos” (era el nombre que se le daba al espacio libre de edificación frente a los templos) funcionaban como basurales -admitidos o de hecho-, como el hueco “de las Cabecitas” (actual Plaza Vicente López), el de “Zamudio” (Plaza Lavalle) o el “de los sauces”(Plaza Garay).


La plaza Alfonso Castelao

La plaza ocupaba medio solar de la manzana de Tacuarí, Estados Unidos, Bernardo de Irigoyen e Independencia y otro sector cruzando Bernardo de Irigoyen, en la manzana de Bdo. de Irigoyen, Estados Unidos,  Lima e Independencia. 

Nació como un "hueco" para parada de carretas en 1733 cuando Juan Guillermo González y Gutiérrez de Aragón fundó la capilla de Tacuarí e Independencia bajo la doble advocación del Arcángel San Miguel y Nuestra Señora de los Remedios.

En 1738 Matías Flores y su esposa compraron la capilla (sic).  La pusieron bajo la advocación de Nuestra Señora de la Inmaculada Concepción, y por hallarse en el barrio en que se encontraba (el “Alto de San Pedro”), tomó su nombre y quedó como Iglesia de Nuestra Señora de la Inmaculada Concepción del Alto de San Pedro.  La plaza aledaña pasó a a llamarse “Hueco de la Concepción del Alto de San Pedro”.

En 1769 pasó a llamarse “Plaza de la Concepción”.

En 1781, al erigirse la Plaza de Toros -en la Plaza Montserrat-, el Alto de las Carretas y Mercado de Frutos pasaron a la Plaza de la Concepción.   Allí paraban las carretas que venían de Chascomús, Tandil, el Tuyú, Tordillo, el Moro y Quequén.  El tropero más conocido era Manuel Brandán.

Como en todos los Altos y Plazas, los boyeros, troperos y compañía, organizaban bailes y llenaban las pulperías, donde jugaban y se emborrachaban.  

Así pasó un siglo, durante el cual lo único que cambió fue su
nombre que en 1820 pasó a ser “Plaza Independencia”.

La iglesia, el 28 de diciembre de 1853, fue escenario de los fusilamientos de Ciriaco Cuitiño –comisario de policía durante el gobierno de Juan Manuel de Rosas-, Manuel Troncoso y Leandro Antonio Alen (con "n"), padre de Leandro N. Alem, y abuelo de Hipólito Irigoyen.

Ayudante del Cuerpo de Serenos Ciriaco Cuitiño

La casa de Cuitiño sobrevivió varias décadas más


La casa se conservó hasta el año 1925, tenía un amplio jardín en el frente de la casa, al cual se accedía por una puerta enrejada.  Con típica galería y arriba, balcón.  En la esquina SO de Boedo e Independencia funcionaba la pulpería De los Vascos a la que se accedía bajando por una escalera subterránea.  Hoy funciona una heladería, pero en los primeros años del siglo XX funcionó allí la famosa tienda Dell'Acqua que estuvo allí hasta el año 1933.
-
El solar donde estuvo la casa de Cuitiño hoy


 Cuitiño, pionero del barrio de Boedo

El oficial Cuitiño solicitó al gobernador Rosas que se le donara terrenos como premio por sus tareas.  Rosas (un amigo), eligió una zona de propiedad fiscal en el Camino del Puente Alsina y mandó a extender las escrituras a nombre de Cuitiño.   Al día siguiente, al tomar posesión vio que había una laguna y la zona era un lodazal.  Cuitiño no se acobardó. En el medio del bañado había un islote, levantó una edificación, abrió caminos de desagüe. Con el tiempo, la laguna desapareció, se construyeron casas, se hicieron caminos.  Se volvió un sitio compacto que luego fue el barrio de Boedo.

Vida social de Cuitiño

Cuitiño solía concurrir a la pulpería La Paloma (que en sus orígenes era un almacén), ubicada entre Balcarce y el pasaje Dr. José Giuffra en San Telmo.  A ella solían concurrir marineros, miembros de la Mazorca y payadores, como Gabino Ezeiza.  Cuitiño entraba con su cintillo punzó, sable de caballería y pechera con botones dorados.


Pasaje Dr. José Giuffra 295

La propiedad hoy al lado de la Universidad del Cine


Gabino Ezeiza


Los descendientes de Cuitiño 

Los descendientes de Cuitiño continuaron viviendo en Boedo.  En el 1900 Pepe Cuitiño, descendiente del funcionario federal, tenía un reñidero.  José Betinotti, al mudarse a Boedo lo frecuentaba y solía componer y cantar payadas que dedicaba a la esposa de don Pepe.

José Betinotti


La Tasca de los Cuchilleros
  La edificación data de 1729
Desde 1978 Monumento Histórico Nacional

De esta historia que contaré hay diferentes versiones, cuento la que me parece más lógica y que coincide con la mayoría de las historias que leí.

Cuitiño frecuentaba la casa de un mazorquero en la calle San Fermín (hoy Carlos Calvo) 319, popularmente denominada la Tasca de los Cuchilleros (hoy funciona como restaurante llamado Antigua Tasca de Cuchilleros).   Allí vivía doña Margarita Oliden, hija del Sargento de la Federación Don Nicolás Oliden.

La Tasca en 1930

La Tasca hoy es un restaurante

Nicolás quería que su hija se casara con Cuitiño, pero otro joven la había conquistado, un payador llamado Juan de la Cruz Cuello. 


Juan Cuello

Cuello nació en la ciudad de Buenos Aires en 1830, su padre era Capitán del ejército federal al mando del Gral. José Félix Aldao. 

Juan, criollo, moreno de de tez blanca, alto, buen mozo, seguro, buen jinete, hábil con las armas (boleadoras, facón, trabuco), temerario, payador y mujeriego.  Tenía éxito con las mujeres, frecuentaba pulperías como la Pulpería de las Garantías (la actual calle Rodríguez Peña se llamaba Garantías y la pulpería se llamaba así por la calle donde se encontraba).

En 1849 comenzó un romance con una chica que tenía un enamorado policía, debido a ello Cuello se convirtió en enemigo de policía rosista antes de ser perseguido por Cuitiño por la misma causa.  Mató policías y fue atrapado.  Encarcelado, liberado, castigado y desertor.  En 1850 fue declarado "enemigo público".

Cuando Juan enamoró a Margarita ella solo tenía 16 años.  Pronto se fugaron. Margarita lo hizo por un túnel que había en su casa y que todavía puede verse con una tapa de vidrio en el piso del baño de damas de la tasca.   Comunicaba la casa con la Iglesia de San Pedro Telmo, fue una conexión con el puerto para contrabando e instrumento táctico durante la Defensa en las Invasiones Inglesas.  En la huida (a caballo) Juan pasó frente al cuartel para humillar a Cuitiño.  

Juan se convirtió en un héroe romántico.  Cuitiño dió órdenes para dar con ellos.  La persecución llegó hasta Quilmes, Azul, Quequén (actual puerto de Necochea) y varias tolderías indígenas.  Cuello ofrecía lucha y escapaba.  Margarita fue herida, al parecer, por su propio padre,  leal a Cuitiño.  Cuello fue atrapado cerca del Azul, entre unos indios de la tribu del cacique Mariano Mohican donde buscó refugio.  Allí había enamorado a la hermana del cacique, Manuela Díaz.  En diciembre de 1851 Manuela fue seducida por un policía que le ofreció recompensa a cambio de que entregara a Juan.  Manuela emborrachó a Cuello y lo entregó, luego ella también fue traicionada por otro miembro de la tribu, que la mató y entregó a Cuello al cuartel.  Juan fue conducido al Fuerte de Buenos Aires, donde lo fusilaron el 27 de diciembre de 1851 en Santos Lugares por orden de Rosas.  A los 21 años  Margarita murió en la casa de Carlos Calvo, no pudo dar a luz al hijo que esperaba de su relación con Cuello.

Cuitiño fue fusilado junto con varios mazorqueros tras la derrota de Rosas en Caseros en el paredón de la iglesia de Tacuarí e Independencia.

Hay ruinas del que fuera cuartel de la Mazorca en el barrio de Barracas, dentro del predio que  ocupan los Hospitales “Borda” y “Moyano”, entre las calles Brandsen, Dr. Ramón Carrillo, Suárez y Avenida Amancio Alcorta.


Ejecución de Cuitiño

Los condenados fueron ejecutados a las 9 de la mañana, sobre el paredón de la iglesia de la Concepción, en Tacuarí e Independencia y los cadáveres exhibidos por cuatro horas en la Plaza de la Concepción (Independencia y Bernardo de Irigoyen).  Miles de vecinos concurrieron a presenciar la escena .  Cuitiño pidió a sus verdugos hilo y aguja de coser el chaleco al pantalón, para que no se le cayeran los pantalones cuando lo colgaran.

El paredón


Mercado

En 1856 hubo oposición de los vecinos a que el Alto y el Mercado se trasladara al nuevo Mercado de Frutos del Sud (Plaza Constitución), ya que pensaban que el sitio se convertiría en un hueco baldío abandonado que serviría como basural.

Pero en 1864 las carretas se desplazaron hacia el sur (Plaza Constitución), contra lo que se creía, el lugar se convirtió en paseo.

No se construyó un edificio de Mercado como deseaban los vecinos.  Una ley prohibía que las Plazas fueran ocupadas por cualquier tipo de instalaciones.

Ya para 1885 era paseo, con árboles, jardines, bancos, plantas y luz de gas. 

Mientras en 1853, se levantó un nuevo templo para la vecina iglesia, y la plaza quedó separada de la misma en los años siguientes y hasta la fecha, por edificaciones particulares.


Club Atlético Atlanta 

El 12 de octubre de 1904, la historia del Club Atlético Atlanta comenzó a escribirse con una reunión celebrada en la casa del comerciante Tomás Elías Sanz ubicada en la calle Alsina 1119, prosiguió y tuvo final en la Plaza de la Concepción, donde quedó concretada la constitución. En dicho encuentro se acordó bautizar a la institución como Atlanta Atlhetic Club.


Torcuato Tasso

El 29 de mayo de 1910 se colocó en la plaza el monumento a Juan José Paso, obra del escultor Torcuato Tasso.   La obra tiene en su parte inferior un conjunto denominado "La Elocuencia". Se la trasladó en 1969 a la Plazoleta Juan José Paso, en el solar comprendido entre las vías del ferrocarril Mitre, Olaguer Feliú, Moldes y Zabala, en Colegiales.


Subte

En la década del 30' el subterráneo Compañía Hispano Argentina de Obras Públicas y Finanzas (“Chadopyf” actual línea “C”)  de Constitución a Retiro, empezó a pasar de Norte a Sur por debajo de la vieja Plaza del Mercadoo..  En la del 60' la línea “E” la atravesó de suroeste a noreste. 

Cien años más tarde en la Plaza se instaló una feria franca, bastante parecido a un mercado.

En 1969 se le dio el nombre de Plaza de la Concepción del Alto de San Pedro, resultado de la “cruza” de sus primeros nombres “Hueco de la Concepción del Alto de San Pedro” y “Plaza de la Concepción”.

Cuando llegó la avenida 9 de Julio se llevó media Plaza.


Alfonso Castelao

Actualmente la plaza se denomina “Alfonso Castelao” en homenaje al político, escritor y pintor gallego, Alfonso Daniel Rodríguez Castelao (1886-1950), a quien en 1971 se le erigió un monumento en su memoria.  Fue uno de los grandes impulsores del nacionalismo gallego.

En agosto de 1998 la plaza estuvo cerrada por un año debido a remodelaciones, se reinauguró con un nuevo diseño en el cual se construyeron nuevos canteros, bebederos, más bancos, y más espacios verdes.

Además de una placa puesta en su honor y un busto de bronce con la imagen de Castelao, hay un sector de juegos infantiles y una arboleda de palos borrachos.





Objeto de mi colección


Estaba ubicada en Bernardo de Irigoyen 826

Circa 1930

Es la pantalla de la izquierda

El reverso

La actriz de la pantalla es Drue Leyton



Drue Leyton nació en 1903 en Guadalajara, México como Dorothy Blackman. Apareció en algunas películas para la 20th Century Fox y Columbia en el 1930. Murió el 8 de febrero de 1997 en California, EE.UU.  En el inicio de la Segunda Guerra Mundial fue detenida por los nazis, se escapó de un campo de concentración y se unió a la resistencia francesa. En el transcurso de tres años, ayudó decenas de pilotos estadounidenses, canadienses y británicos a escapar de la ocupación alemana de Francia, ocultando a muchos en su casa hasta la liberación. En 1946, publicó sus experiencias durante la guerra como "la casa cerca de París".



martes, 27 de febrero de 2018

Negocios Antiguos: Tienda Casa Dell'Acqua (1887 cerró en 1933)


Tienda Casa Dell'Acqua    
de Enrico Dell'Acqua, el mercader de Milán

Casa Dell´Acqua, Gath & Chaves y La Favorita eran las grande tiendas de ropa de los años 20 en el país.  Las tiendas Dell'Acqua cerraron en 1933. En la esquina de Independencia y Boedo luego abrieron varios locales que vendían ropa y telas para aprovechar la fama que había dejado el emprendimiento de Enrico.  Desde ese entonces empezó a cambiar de fisonomía, se fraccionó el en varios frentes de comercio sobre Boedo por ejemplo.  En 1963 abrió en la ochava la heladería Leoyak y hoy está la heladería “Il Volo”.  Si bien el inmueble fue reformado, cuenta con un mural de venecitas único en su tipo.  Una joya de Boedo que no cuenta con protección alguna, salvo la “Ley Anchorena” (N° 3056) que resguarda edificaciones anteriores a 1941.  Pero con el "amparo" de esa ley han tirado inmuebles históricos con demoliciones ilegales que nunca fueron penadas.

Independencia y Boedo

Cada vez que pasé por esta esquina miré este frontis y pensé "algún día voy a averiguar qué hubo acá".  Y el día llegó.  Buscando otra cosa (serendipia), vi su foto y decidí investigar.

Hasta leer su historia, no me sonaba el nombre de la tienda y a muchos que conozco tampoco.  Después de averiguar constaté la importancia que tuvo su dueño, no sólo en nuestro país, sino en su país de nacimiento -Italia-, Brasil y Argentina. 

Aquí la historia...


El frontis

El frontis sobrevivió a su soñador, a los hijos de su soñador y probablemente a sus nietos.

El frontispicio está hecho de venecitas,  allí funcionó la histórica tienda Dell'Acqua.  

Se trata de un medio arco con un mural hecho en venecitas, que evoca una deidad greco-romana.  Muchos dicen que es la figura es San Jorge, pero la ilustración no coincide con el santo domador de dragones.

De autor anónimo, solo dice “Marca Registrada” en el extremo inferior derecho. 



No pude constatar, pese a que leí varias biografías de Enrico Dell'Acqua, si tuvo más de un hijo.  Sé que tuvo una hija y un hermano. Pero hubo un Amadeo Dell Acqua (1905-1987) que por su año de nacimiento bien podría ser hijo o sobrino de Enrico. Este Amadeo fue pintor, muralista, grabador,  escenógrafo y artista gráfico.  Estudió en la Academia Nacional de Bellas Artes.  Fundó con otros artistas la primera Escuela-Taller para manualidades de Bs As.  Realizó murales para edificios públicos,  como las alegorías de Correos.  Es probable el parentezco y que haya sido quien realizó las imágenes.  Lo digo en plural ya que hubo más de un frontis similar en las sucursales que tuvo esta tienda. 


La tienda

La tienda empezó vendiendo telas  y como mercería, en los años ´20 continuó con blanquería, luego agregó camisetas Victoria y finalmente ropa de confección para hombres y mujeres. 
En los´30 ofrecía también ropa para jovencitos y niños.

Sucursal Boedo

Había un frontispicio tallado donde se leía “Sucursal Boedo”. Sobre Independencia estaba escrito el nombre Dell'Acqua en letras doradas. Aún se conserva la marca que atribuye a “E. Macchi” ser el arquitecto de esta edificación de estilo italiano.  Era el diseño estándar que se repitió en otras sucursales, como la que había en Brown y Lamadrid (La Boca).

Varias de las sucursales argentinas de las tiendas Dell’Acqua llevaron en sus frentes una cuadriga romana (durante el Imperio romano, tipo de carro tirado por cuatro caballos en línea)
cuyos corceles son guiados por un hombre alado con su mano izquierda en las riendas y en la derecha, una antorcha, como un Imperio conducido por un ángel hacia la gloria.

En la imagen de abajo se aprecia en la sucursal de San Miguel de Tucumán el mismo frontis que en el de Boedo.

Algunos de los edificios construidos para las tiendas del interior sobrevivieron con reformas, pero el único que conserva el frontis es el de Boedo. 

 Una razón más para pedir que se lo preserve. 

25 de Mayo y Las Heras (hoy San Martín) Tucumán (1926). 

Hoy Edificio Paseo Independencia, ya no tiene el frontis.


La sucursal de Mendoza también tenía el frontis.
El arquitecto que lo hizo fue Gino Aloisi en 25 de Mayo y Las Heras Mendoza (demolido)

 Rivadavia y Tucumán San Juan (puede que actualmente sea el negocio de ropa deportiva que
se encuentra en esa esquina)

"Propaganda Industrial" fue uno de los nombres que utilizó Dell'Acqua para sus comercios. 

Vicente López y Dorrego en Olavarría

Hasta el momento son las sucursales que conozco que existieron de esta tienda, pero todo me hace pensar que hubieron más.


Independencia y Boedo

Antes de que Enrico se instalara -en los últimos años del siglo XIX- en esa esquina funcionó la “Fonda de los vascos”, un lugar de recreo, con canchas de bochas y paleta, donde los clientes podían comer y beber, frecuentado por paisanos de ese origen. 


Las cuatro esquinas 

Por Independencia también estaban los almacenes Grandes Despensas Argentinas, en la esquina NE el Banco de  la Nación (desde 2008 protegido por la Ciudad), en la NO el Bazar Dos Mundos (entre 1915 y 192, precisamente en Av Independencia 3601, donde hoy está el bar Turuleca) y en la SE una casa de venta de pantalones Stentor. 

Al lado del banco, por Independencia, había un corralón de materiales, pero antes del corralón,  en ese solar había vivido Ciriaco Cuitiño (hacia 1850).  Cuitiño fue jefe de Policía, mazorquero al frente de esa fuerza en época de Rosas.  Fue éste quien le entregó tierras en un lodazal al que muchos llamaron “Bañado de las cabras”, que gracias al trabajo de Cuitiño se fue convirtiendo en una zona habitable hoy llamada Boedo.  La quinta que levantó estuvo en el 3549 de avenida Independencia.  También hay registros de tierras a nombre de Cuitiño sobre Carlos Calvo.  La casa de Cuitiño sobrevivió a su muerte violenta (cuento su historia en otro post).  Hoy en lo que fue su casa hay edificios.  Sobre Independencia al 3500, sobre la vereda par había un depósito y venta de quesos, por Boedo, por la vereda par al 700, había una estación de tranvías.  El cine Los Andes estuvo a sesenta metros sobre la misma vereda de Boedo hasta fines de los años 50. 

Los barrios de San Cristóbal y Almagro tenían el trazado actual de calles y pasajes cuando Boedo aún no existía como barrio (lo que hoy es el barrio pertenecía al partido de San José de Flores).

La avenida Boedo era el límite Oeste oficial de la ciudad hacia el año 1850 según el plano de Surdeaux.  La esquina de Independencia y Boedo ya estaba delimitada tal como la conocemos hoy, según el mapa, pero sin edificaciones.

Con los años la actividad mercantil sobre Boedo cobró relevancia por su conexión con Pompeya y el Sur del Gran Buenos Aires.  La ciudad se extendía hacia el oeste.  En la década de 1880 se anexaron los pueblos de Flores y Belgrano.  La llegada del tranvía (en los años 60 a caballo y luego eléctricos, hacia fin de siglo) potenció más la expansión.

Buenos Aires era ya una “Gran Aldea” con un centro histórico y una periferia creciente.  A fines de siglo ya no había inundaciones y la urbanización crecía a la par de la inmigración europea.  

Tanto Independencia como Boedo eran avenidas doble mano y por allí pasaban varías líneas de tranvías. Las casas típicas eran las de tipo "chorizo".


Enrico Dell'Acqua

A fines del siglo XIX había llegado el italiano Enrico Dell'Acqua al país.  Era un empresario que heredó de su abuelo materno una fábrica textil.  La empresa pasó a su padre y con la muerte de éste a él y a su hermano.  Pero fue Enrico el que se encargó de hacerla crecer, la mecanizó y salió al mundo, con estudios de mercado previos, se dedicó a comerciar sus telas, encontró defectos en la cadena de comercialización, impuso sus ideas, al principio no le fue bien, pero insistió y triunfó en la ciudad, el país, países vecinos, su país.

Se radicó en Buenos Aires en 1887 y se dedicó a la adquisición de hilo, lana y algodón con los que luego manufacturaba telas, vestimentas, blanco, lencería y otros artículos textiles.

La fábrica central estuvo en Corrientes y Serrano (¿o  Corrientes y Thames? leí las dos versiones) que se incendió en 1901. Demolido.

En 1904 construyó una industria en  Darwin y Loyola que llegó a emplear a miles de personas para abastecer sus tiendas porteñas y provinciales.   La fábrica abrió en 1906 próxima a las vías del Ferrocarril San Martín.   Hoy se recicló como edificio de viviendas (lofts) y oficinas.

Algunos historiadores dicen que parte de los sucesos de la llamada Semana Trágica sucedieron acá en 1917 cuando los obreros luchaban por mejoras en sus condiciones de trabajo.



Se está formando un barrio en la zona Little Darwin

Las iniciales en las rejas CD (Casa Dell'Acqua)

En 1933, la dirección resolvió la liquidación de todas las filiales y, poco después, el cierre de los talleres.


Príncipe de los mercaderes


 Enrico Dell'Acqua (Abbiategrasso, 21 de mayo de 1851 - Milán , 13 de julio de 1910 )

Monumento equestre a Enrico Dell'Acqua situado en Piazza Volontari della Libertà en Busto Arsizio.

El monumento fue diseñado por Enrico Saroldi  (la parte de bronce) y Amedeo Fontana (la parte de granito) fue colocado en 1929.


Una de las calles de Roma lleva el nombre de Enrico Dell'Acqua, lo cual nos da la dimensión que tuvo este incipiente industrial que abrió caminos y modernizó la industria y el método de venta.  

Una escuela en Busto Arsizio también lo recuerda. 

Enrico Dell'Acqua nació en Abbiategrasso (Milán) el 22 de mayo de 1851, hijo de Francesco y Anna Provasoli, ambos originarios de Busto Arsizio.  Su padre, contador, era responsable de la compañía de su suegro Pietro Provasoli, un comerciante de telas de algodón.  Después de completar sus estudios de negocios en Milán,  Dell'Acqua. entró en el negocio familiar, que, después de la muerte de Francesco (1871), asumió siendo el nombre de la firma "Anna Provasoli e figlio".

Enrico con su padre

La empresa de su abuelo y de su padre se mantuvo modesta hasta que Enrico la mecánizó y modernizó. Con la desaparición de su madre, él y su hermano Giovanni cambiaron nuevamente el nombre de la firma a "Enrico Dell'Acqua e fratello", que pronto se distinguió por penetración en los mercados del sur de Italia.  

Introdujo el método de vender directamente a los minoristas, evitando la intermediación mayorista. Con el fin de obtener información sobre mercados, solicitó información a párrocos y funcionarios zonales para conocer la demanda existente. 

A comienzos de 1880 expandió su comercio hacia España y posteriormente al norte de África, ambas experiencias fueron negativas. Decidió entonces orientarse hacia a América Latina, especialmente en Argentina, donde sabía que había muchas colonias de emigrantes italianos, a los que consideraba consumidores potenciales de sus productos.  

En 1886 hizo un estudio de mercado en América del Sur y pocos meses después envió una gran cantidad de textiles a Buenos Aires.

En 1887 abrió una casa de exportación en Buenos Aires.  

La empresa iba bien hasta que en 1889 Argentina se vio sacudida por una crisis monetaria.  

El 6 de julio de 1899, con el apoyo del banco comercial italiano, estableció la empresa anónima "Enrico Dell'Acqua Italian Export Company".  

1890 creó una compañía para la exportación de productos italianos a América del Sur. Obtuvo la exclusividad para importar Fernet. 

Partió a Estados Unidos, estudió las costumbres y hábitos de la población local, las condiciones geográficas y climáticas.  

Continuó con su estilo de vender directamente al público evitando intermediarios, para lo cual debió abrir diversas tiendas y organizar una red de viajeros que mantuvieran contacto directo con las mismas.   Los viajeros y gerentes de sucursales estaban vinculados a la sociedad por un sistema de participación en los beneficios, un incentivo.

Con apoyo financiero y abrió sucursales en Montevideo en Uruguay y otra en Sao Paulo. 

1891  Dell'Acqua debido a las políticas proteccionistas en Brasil, fundó una fábrica de tejidos en São Roque.

Dell'Acqua continuó su expansión, tanto industrial (en Brasil en 1903 tenía 300 telares, en Buenos Aires en 1893, 200 cuadros, 90 máquinas circulares, departamentos de preparación, decoloración y teñido) y comercial.

La Compañía de Exportación se expandió al Pacífico, estableció sucursales en Perú y Chile. 

La marca "Vedetta" que producía la empresa se hizo popular en América Latina. 

Luigi Einaudi, futuro presidente, escribió sobre Dell'Acqua y lo denominó "príncipe mercante".

En 1901 se incendió la fábrica. 

Una nueva crisis en Argentina llevó a Dell'Acqua en abril de 1902. 

Enrico no se ponía de acuerdo con los socios en la manera de comercializar y se separó.  En 1903 Dell'Acqua tuvo que renunciar y creó la cadena de tiendas "La Propaganda".  Llegó a un acuerdo con su antigua empresa para evitar la competencia mutua y el suministro regular de bienes de las fábricas de São Roque y Buenos Aires. 

Instaló una fábrica de géneros de punto en Asunción y experimentó con el cultivo de algodón en Paraguay.  Se asoció con la compañía "Maffioli e Battistella" (antiguos empleados de él) que ya fabricaban prendas de punto y fundó el Cotonificio Dell'Acqua.

En 1906,  "Enrico Dell'Acqua e C.", tenía veintiocho tiendas en todo el país.  

En enero de 1905 la compañía exportadora se había convertido en "Sociedad para exportación y para la industria ítaloamericana "

En junio de 1906 el contrato que vinculaba a la empresa con el suministro de las industrias de su antigua empresa se canceló.

Dell'Acqua reestructuró la empresa proponiendo a los accionistas el establecimiento de otras empresas como la Compañía comercializadora de agua en Sudamérica y Sociedad al Plata.

A fines de 1907 se notaban signos de otra crisis financiera en América Latina, el plan de cultivar algodón en Paraguay tropezó con los turbulentos acontecimientos políticos de ese país. 

Un incendio destruyó la fábrica de envases. 

Dell'Acqua engañado por el hecho de que las ventas parecían sostenidas, se vio obligado a liquidar la Sociedad al Plata.

Dell'Acqua  una vez más superó las dificultades.

Ejecutivos y empleados de la empresa le ofrecieron un banquete.  

Muerte

En 1910 regresó a Italia, su hija Anna y el senador Borletti habían sido padres.  El 13 de julio de 1910, sufrió un problema de salud mientras trabajaba en su oficina de Milán y murió allí horas más tarde.

Proyecto

Sé que el legislador Hernán Abel Rossi presentó un proyecto de ley en la Legislatura porteña pidiendo se declare al inmueble lugar histórico por su "vinculación con acontecimientos de destacado valor antropológico, social y cultural".  No sé en qué estrado se encuentra.

Otro edificio

En Diagonal Norte 901 hay un edificio que dicen que lleva el apellido Dell Acqua con estilo es neorrenacentista español, en el que se destaca un águila de dos cabezas.  No lo pude comprobar todavía.

Las imágenes fueron tomadas de internet, si molesta su utilización, contactarse y las mismas serán removidas.